Manita o manito

¿Manita o manito? ¿Cuál es el diminutivo de mano?
En la mayor parte de los países americanos se dice la manito; mientras que en México y en España, la manita. No obstante, en algunos lugares de Andalucía también podemos encontrar manito o en los Andes venezolanos, manita.

Debemos considerar que ambas formas son correctas, puesto que el uso de una u otra depende del área geográfica (variedad diatópica o geográfica), y no del nivel de corrección lingüística o del nivel social y cultural. Así lo reconoce la Real Academia de la Lengua en su Diccionario panhispánico de dudas.

Mano es el único sustantivo femenino que termina en –o, perteneciente a la lengua patrimonial. Aunque no ha regularizado terminación y género, como otros sustantivos latinos, mediante el cambio de género (*el mano) o de la terminación (*la mana); sus diminutivos castellanos tratan de romper esa anomalía: manita, manica, manilla, manecita, manija. El uso americano de la manito es la forma regular, porque los diminutivos suelen mantener la vocal final del sustantivo original, sin tener en cuenta el género gramatical: la motito, la fotito, el diíta, el poemita, el [color] rosita, el fantasmita...

La tendencia original del idioma fue la regularización. En el CORDE encontramos ejemplos de manita desde el siglo XVI, incluso en textos americanos:
“...con la manita estava haziendo de señas que se lo diessen, meneando los deditos”. (Feliciano de Silva, Segunda Celestina, España, 1534)
“[el niño] levantando la manita derecha hizo con ella a su madre muchos alagos en el rostro”. (Bernardo de Torres, Crónica Agustina, Perú, 1657)
En cambio, la forma manito no se encuentra hasta mediados del siglo XIX:
“- Vaya, hijitos -decía doña Bernarda-, no estén hablando zonceras y vengan a echar una manito”. (Alberto Blest Gana, Martín Rivas. Novela de costumbres político-sociales, Chile, 1862)
El hecho de que el primer ejemplo aparezca en una novela costumbrista podría significar un origen y uso popular. Por esta razón, ha habido en América, según Ángel Rosemblat (1955), intentos de combatir la forma manito: Rufino José Cuervo en sus “Apuntaciones”, 1885, la consideraba vulgar.

¿Y cuál es el aumentativo de mano? Manaza es la forma general, con la que parece triunfar la tendencia a la regularización mediante la –a como vocal final. Encontramos ejemplos en España desde el s. XVIII y en todos los países desde el XIX:
“Dejad que imprima en la manaza bella / el dulce beso de mi sucia boca.” (Ramón de la Cruz, Manolo, tragedia para reír o sainete para llorar, España, 1769)
“[El picador] llegándose a mí me echó la zarpa, quiero decir, que me dio la manaza y yo se la tomé, y me convidó a unas copas...” (Benito Pérez Galdós, Fortunata y Jacinta, 1885-1887)
Las formas manazo y manotón significan ‘manotazo, golpe dado con la mano’ y no tienen valor de aumentativos.

En España se ha creado, a partir del diminutivo, el sustantivo manitas: “ser un manitas” es ‘ser hábil en los oficios manuales’. Aunque de género común, suele referirse a los hombres. Y, a partir del aumentativo, tenemos manazas, ‘persona torpe con las manos, sin habilidad para labores manuales’.

Artículos relacionados:

Sustantivos femeninos terminados en –o.
Género y terminación: del latín al castellano.
Otros sustantivos masculinos terminados con -a.
Americanismos en el español general.

6 comentarios:

Lucía Santa dijo...

Apreciado comentador: al comenzar el tercer párrafo de su artículo, resalta usted que "Mano es el único sustantivo femenino que termina en –o, perteneciente a la lengua patrimonial...". Sin embargo, me parece que cae usted en una ligereza, pues ignora otros sustantivos que caben en la regla: LA motO, LA fotO. Sin ánimo de controversias, le formulo, entonces, mi inquietud al respecto. Saludos.

Esopo dijo...

Lucía Santa, hay numerosos sustantivos femeninos que acaban en -o; pero no pertenecen a la lengua patrimonial, sino que han entrado en nuestro idioma en diferentes momentos de su historia. En concreto, los que mencionas son acortamientos coloquiales de motocicleta y fotografía.
Para más información, te remito a Sustantivos femeninos terminados en -o

Roberto Fuentes dijo...

y como se dice cuando las manos son muy grandes?.... "MANOTAS" por supuesto. o se dice "MANOTOS" verdad que no, hasta ridículo es pensar eso... por que entonces habría de ser diferente en el caso que expones????? saludos.

Ana Molina dijo...

Entonces decir manota como aumenta Tivoli de mano es incorrecto?
Me gustaría que me sacara de esa duda.
Gracias

Esopo dijo...

Ana Molina: "Manota" es uno de los posibles aumentativos de "mano". En el DRAE encontramos en:
-ote, ta: 1. suf. U. para formar aumentativos y despectivos a partir de adjetivos y nombres. Bobote, grandote, angelote, marquesota.

No obstante, creemos que es más frecuente la forma "manaza".

CG Fx dijo...

Hola yo soy de Guatemala y aquí les decimos de esa forma a las manos grandes manitas jeje. Saludos